Ranulfo Mena: «Quiero ser optimista. Los comerciantes vamos a luchar para que esto funcione, nos va la vida en ello.»

0

R. Alonso.- Ranulfo Mena llega a la redacción de La Voz de Medina con nervios. Admite que cuenta con un “miedo patológico” a hablar en público y, en concreto, a las entrevistas. Algo curioso teniendo en cuenta que regenta un negocio, Papelería Mena, en el que día a día atiende a decenas de personas desde hace más de treinta años, una profesión que le viene de familia, pues sus padres también fueron comerciantes. Entre risas nerviosas, Mena recuerda el anuncio de la radio que decía “Pa-pa-pa-pa-papelería Mena” y procede a explicar cómo se encuentra un sector ya golpeado desde hace años, que ahora se ha encontrado con una circunstancia aún más complicada.

¿Cuál fue vuestra situación durante el confinamiento?

Mi mujer y yo, que somos los que llevamos el negocio, tenemos grandes factores de riesgo con esta enfermedad. Ella tiene una enfermedad y yo tengo asma, diabetes, colesterol, tensión alta, un poco de todo.

Entonces, por mi bien y el de nuestros clientes, estuvimos cerrados prácticamente durante dos meses, con las pérdidas que todo ello comporta. Con ayudas del Estado, pero que no cubren todo lo que pierdes.

¿Cómo ha transcurrido el desconfinamiento?

Nosotros hemos trabajado todos los días, incluidos jueves, sábados y domingos, para poder ir recuperando todo esto. No hemos dejado ni un solo día, salvo algunas fiestas. Pero la situación no es buena, porque las ventas han bajado muchísimo. Venimos del sector de la librería que ya de por sí está muy castigado. Estamos facturando en torno al 60% menos que hace diez años, sobre todo en libros de texto. Ahora está Amazon, el plan Releo… con eso no podemos luchar. Y todo eso ha hecho que las ventas hayan bajado en más de un 60% en unos diez años.

¿Cómo han ido las ventas con los «bonos escolares»?

Estamos relativamente contentos. Somos unos veinte comercios los que entramos y la gente está reaccionando bien. Aunque se nota que algunas personas gastan lo justo. Si tienen que gastarse 25 euros, cuando llega a esa cifra, cortan.

Algo que quiero destacar es que nosotros, por iniciativa propia, de cada bono vamos a donar dos euros a una causa social. Hablaremos con Ayuntamiento o entidades sociales para ayudar a personas en hechos puntuales. Animamos al resto de comercios para que pongan su granito de arena de una manera similar, con lo que puedan.

En la tienda siempre hemos hecho labores sociales en el anonimato, tanto en España como en Gambia. Hay gente mucho más necesitada que nosotros, mucho más golpeada. Nos vemos en la obligación de ayudar a esta gente.13

En el principio de la pandemia faltaban EPI. Nosotros, los primeros días donamos más de 500 bolsas de disfraces para que los sanitarios pudieran utilizar como equipo de protección. Todas las que teníamos en la tienda. Algunos sanitarios no lo saben todavía. Es la primera vez que lo digo.

Lee la entrevista completa en la edición impresa de ‘La Voz de Medina y Comarca’