12.2 C
Medina del Campo
jueves, septiembre 29, 2022

La Seca: Con «El Taular» lleg? una exquisita «Yerma» con tintes roman?s a la XIX Muestra de Teatro

-

- Advertisement -

Redacción.- ?Desde Almagro hasta la Europa del Este, pasando por la dramaturgia tr?gica lorquiana y lanzando una flecha en defensa de la mujer que busca su identidad por encima de los par?metros establecidos a trav?s de un arco mediterr?neo que bajo el prisma de José Vicente Gómez, une la cultura roman? con los tradicionales escenarios lorquianos, fue la carta de presentaci?n de ?El Taular Teatro? en la tercera representaci?n a concurso de la XIX Muestra Nacional de Teatro Aficionado Villa de La Seca que tuvo lugar el sábado.

La inmortal Yerma lo fue más si cabe en La Seca, encarnada por la actriz Aurea L?pez, con una interpretaci?n que quedar? grabada en la memoria del público del festival lasecano. Acompa?ada la actriz de un amplio elenco formado por 15 actores y actrices, intergeneracional y compacto en cuanto a las prestaciones escúnicas, ?sta se vali? de un derroche interpretativo sin paliativos para liderar una puesta en escena que, bajo la direcci?n de José Vicente Gómez, hizo de la obra lorquiana un bocado exquisito.

La puesta en escena, con la m?sica popular roman? y la pieza Ederlezi, inmortalizada en el cine por Emir Kusturica de la mano de Goran Bregovic en ?El tiempo de los gitanos? y con gui?os a la citada pel?cula, vislumbraba que la propuesta de Yerma de ?El Taular Teatro? no dejar?a indiferente a nadie. Un acierto el del director del grupo de Almagro al matizar la obra con un vestuario y m?sica roman?. Detalles sublimes en escena se sucedieron en cada uno de los seis cuadros de que consta la obra. No es f?cil además cuajar una representaci?n coral tan compacta con un elenco tan amplio y Gómez lo consigui? apoy?ndose en Aurea L?pez, pero tambi?n contando con actrices de la talla de Maribel D?az en el papel de María, el propio Gómez que, en el papel de Juan, no brill? en escena como en la direcci?n, aunque consigui? dotar al personaje de una incisiva frialdad ante las continuas demandas de Yerma de satisfacer sus deseos de maternidad, lo que llevan a la protagonista a moverse en espacios y compa??as tachados de inmorales o alejados del honor por la figura patriarcal de Juan, obcecado en los rendimientos de su trabajo en el campo por encima de cualquier empat?a con Yerma, aturdida con el drama de la duda de la infertilidad y el deseo que nunca la abandona: El hijo.

Finalmente se desenlaz? la tragedia y el público de La Seca tribut? al elenco manchego una ovaci?n prolongada.

- Publicidad -
- Advertisment -

Lo más leído

- Advertisment -
- Advertisment -