25.4 C
Medina del Campo
sábado, julio 24, 2021

La Diputación estudia los efectos de la vacuna Covid-19 en sus centros residenciales

-

Redacción.-

Alrededor de 120 personas de los centros residenciales Cardenal Marcelo y Doctor Villacian de la Diputación, participan en el estudio que ha puesto en marcha el Centro
Nacional de la Gripe de Valladolid, el ‘Proyecto de monitorización y vigilancia
serológica de la respuesta a la vacunación frente al SARS-CoV2’, al frente de
su director emérito el profesor Ortiz de Lejarazu. El estudio tratará de analizar
la evolución de la respuesta inmune serológica entre los trabajadores y en
mayor medida entre los residentes de ambos centros en su exposición al virus
tras la vacunación frente al Covid-19 y en los dos años posteriores. En definitiva, se trata de conocer cómo se comporta este virus en la población de más edad desde el momento de su vacunación contra el Covid-19. Cuántos anticuerpos genera y la duración de dichos anticuerpos.

Las primeras muestras serológicas se están tomando en el periodo
previo a la segunda dosis de la vacuna. Las extracciones se realizan por parte
del personal de enfermería de los centros de la Diputación que se han prestado
de forma voluntaria para colaborar en el estudio.

La investigación científica analizará la presencia de anticuerpos
basales frente al Covid-19 en el grupo de estudio y hará un seguimiento de la capacidad inductora de anticuerpos de la vacuna y de la duración de dichos anticuerpos. Igualmente se observarán las diferencias entre pacientes y se podrá conocer hasta qué punto los anticuerpos detectados son útiles para reducir la enfermedad, dado que el objetivo de la vacuna es proteger frente a la enfermedad clínica grave por Covid-19 que es una situación que se da de forma más frecuente entre las personas de mayor edad.

Los objetivos especificos del estudio tratan de analizar la presencia y
cantidad de anticuerpos igG antes de la vacunación; la eficacia serológica de la
vacuna antes de la segunda dosis y posteriormente (tres, seis, doce y
veinticuatro meses) tras la vacunación; y duración de la inmunidad inducida por
la vacuna en un periodo de dos años.

Otros objetivos del estudio son monitorizar la evolución de la inmunidad
serológica en pacientes que hayan pasado la enfermedad, así como la
infección asintomática en individuos que no hayan pasado la enfermedad.
Además la investigación analizará la respuesta a la vacunación entre
quienes han pasado la enfermedad y los que no; y por último se evaluará la
relación entre la cantidad de anticuerpos y el padecimiento de la enfermedad
tras la vacunación

-Publicidad-

Lo más leído

- Advertisment -
- Advertisment -
- Advertisment -
- Advertisment -