15 C
Medina del Campo
sábado, septiembre 25, 2021

La maldición de ser medinense

-

Esta semana coincidía desayunando con un amigo gerente de varias empresas, algunas de ellas en Medina del Campo, dentro de la agradable conversación me comentaba que su flota de camiones siempre cambiaba las ruedas en Medina, elogió a la empresa por el precio y la calidad de servicio y me hacía ver lo importante que es para esta tierra empresas de ese nivel. Me quedé  sorprendido por sus alabanzas, aunque no demoré mucho en encontrar la otra cara de la moneda, cuando un paisano intentó infravalorarlos, eso si, sin esgrimir argumento alguno.

Se podía haber quedado en una mera anécdota pero, cuando te sucede tantas veces, es digno de estudio. Hemos tenido personas pioneras en el mundo de la fabricación y exposiciones del mueble, que dieron trabajo a una generación de personas y nadie supo reconocer sus arriesgadas iniciativas. Tenemos ahora mismo empresas metalúrgicas, congelados, transporte, agroalimentarias y un largo etc, que son reconocidas en toda España y menospreciadas en su tierra por el hecho de ser nativos de ella.

Pero sin ir más lejos, existen algunas personas que se han dejado la vida para que en  Medina «florezca» la cultura, vecinos que ocupan cargos importantes en Colegios de profesionales, otros que mantiene viva nuestra historia, y nos deberíamos sentir orgullosos, pero lo único que hacemos es restar importancia e incluso desdeñarles.

Simplemente y como último ejemplo, podríamos hablar de aquellas personas que dedican su tiempo altruistamente a las asociaciones de vecinos, ayudando a los más desfavorecidos, trabajando por los barrios, a costa de robar el tiempo a su familia, y  reciben improperios como «cacique». Situación que va minando las buenas intenciones de los posibles sucesores.

No sé exactamente cuál es el la causa, quizá porque si son elogiados nos creemos que eclipsa a nuestra propia persona, quizá por desidia, o simplemente sea la envidia la que mueve nuestras apreciaciones. Lo que tengo claro es que las poblaciones que prosperan, son aquellas que se fijan reconociendo el talento y el esfuerzo, y las que languidecen son las que tapan con barro aquellas fuentes que les dan de beber.

Javier Cuevas

8 COMENTARIOS

  1. Cuando al vecino le va bien, en vez de alegrarse lo destruyen los 4 lameculos poniendo falsedades donde saben que 4 borregos lo van a difundir.
    De esto hay mucho y si en vez de propagar bulos las personas piensan un poco lo que oyen cambiaría mucho medina.

  2. Creo que no es un mal medinense. Es un cainismo muy típico de toda España. Siempre se desprecia lo propio y se alaba lo de fuera.

  3. Es verdad,yo vivo en Madrid,pero he nacido y criado,en Medina,estudie en las Jesuitinas y siempre digo con orgullo,las maravillas de mi pueblo y el avance,que tiene,de industria y de todo y sus muebles son una maravilla,empecemos a hacer más propaganda.Viva Medina.

    • todos los idiotas* dicen lo mismo de su pueblo.

      * Madrid es la ciudad con más tontos por habitantes de la zona Euro. El que es de allí lo es es algo consutancial. La duda está en lso que llegan, que no se saben si son gilipollas ya cuando llegan o se hacen al llegar allí.
      Si saliste de la jesutinas sospecho de los primero.

  4. Lo del cainismo en España es verdad, y en Medina se multiplica por mil. La maldición de los medinenses es envidiar el éxito

Comments are closed.

-Publicidad-

Lo más leído

- Advertisment -
- Advertisment -
- Advertisment -