Quantcast
23.4 C
Medina del Campo
jueves, junio 24, 2021
Medina del CampoEl futuro de Medina del Campo ligado a la promesa de Mañueco

El futuro de Medina del Campo ligado a la promesa de Mañueco

-

EDITORIAL

Pancartas, películas, libros, publicaciones y un sinfín de elementos variopintos se han sumado al lema del «ni olvido, ni perdón». Es cierto que cuesta olvidar y perdonar en determinadas ocasiones, más si el daño es manifiesto pero, con honestidad, la población -en muchas ocasiones aletargada por el devenir- olvida y perdona toda clase de esperpentos.

Sin embargo, en otras ocasiones no. Aun así, a una gran parte de la población de Medina del Campo y su Comarca no se le ha olvidado que, ya en 2020, se debería haber contado con la materialización de un plan territorial. No obstante, con la visita del presidente de la Junta de Castilla y León, Alfonso Fernández Mañueco se ha dado a conocer que, en menos de dos meses, la Villa de las Ferias ya tendrá este importante documento, que tratará de revitalizar el tejido socio-económico y empresarial de la zona. Se trata de un proyecto que firmaron todos los grupos políticos para poner en marcha antes de finalizar el 2020.

Pero como tantas cosas, la en ocasiones excusa de la pandemia, ha hecho esperar la elaboración de un nuevo plan que busque la promoción de esta deprimida zona y que facilite la financiación necesaria para llevar a cabo los proyectos empresariales, así como emprendedores con la finalidad de fijar población en esta «España vaciada» que tanto utilizan en sus discursos y mucho menos las condiciones en las que dicha población vive su día a día, enfrentándose a multitud de obstáculos generados por este tipo de incompetencias.

Poco han tenido en cuenta en el Ejecutivo regional el desangramiento de la economía municipal. Tampoco han tenido en su foco de atención un plan de ayudas para sector del mueble, quedando sus promesas completamente incumplidas. En estos años de espera, Medina no ha tenido el prometido plan, pero sí una aplastante resignación.

En esta trayectoria, otras localidades como Béjar, Mirando o Benavente han pisado el acelerador y nos han adelantado por la derecha, con el beneplácito de la Junta. Dejando el olvido y el perdón para quien con aptitud lo sepa practicar, habrá que dar al menos un voto de fe a los que nos gobiernan, pensando en que este plan es el único aliciente que queda a Medina y su Comarca para asentar población y volver a lo que antes era la villa. Eso sí, siempre teniendo en cuenta y recordando a los señores y señoras de traje, que bajar de 20.000 habitantes supondría un evento catastrófico para la tierra que vio morir y testar a Isabel la Católica. testar a Isabel la Católica.

La Voz de Medina y Comarca

-Publicidad-
- Advertisment -
- Advertisment -
- Advertisment -
- Advertisment -